Buscador


Latinoamérica

El presidente de Costa Rica, Luis Guillermo Solís, augura que mejorarán las relaciones con Nicaragua

27-01-2016

A pesar del encontronazo que se produjo con el gobierno de Nicaragua, por el impedimento para que miles de migrantes cubanos transitaran por nuestro país en su ruta hacia Estados Unidos, el presidente de Costa Rica, Luis Guillermo Solís, augura en las relaciones bilaterales ¨un nuevo momento que los diplomáticos de ambos países van a ir construyendo¨, después del fallo de la Corte Internacional de Justicia de la Haya el pasado 16 de diciembre.

¨No se trata de que salgamos dándonos besitos¨, dice, mientras menciona una amplia lista de temas pendientes en la agenda binacional y cita al ex embajador de su país en Managua, Edgard Ugalde, para reafirmar que ¨Nicaragua y Costa Rica no tienen causal de divorcio, somos dos países que estamos unidos por la geopolítica, la historia, la economía y el comercio para siempre, y también con vínculos interpersonales¨.

En una entrevista con Confidencial, Solís explicó la estrategia regional que se gestó al margen de Nicaragua y del Sica para solucionar el caso de los migrantes cubanos, y habló sobre el futuro de las relaciones bilaterales, después del fallo de la corte favorable a su país.

¿Cómo se logró este acuerdo entre México y Centroamérica, sin la participación de Nicaragua, para el traslado de los primeros migrantes cubanos desde Costa Rica hasta Estados Unidos?

Con muy buena voluntad de todas las partes, y comprendiendo la naturaleza humanitaria de esta gestión. Hubiésemos preferido, por supuesto, que Nicaragua se hubiera sumado al entendimiento, pero como no fue posible, obligó entonces a buscar una alternativa que tiene que ver con la participación de El Salvador, como punto intermedio de llegada de los migrantes a Guatemala cuyo gobierno ha exigido que lo hagan a pie, es decir utilizando un tercer Estado intermediario, lo mismo exigió México en su momento, razón por la cual la pasada por Guatemala o por Belice, Estado que también se declaró renuente a autorizar la pasada de los migrantes, fuese indispensable.

Entonces tenemos ya un acuerdo que nos hace llevarlos por vía aérea desde San José a San Salvador a partir de ahí en autobús a través de El Salvador, por Guatemala hasta Tapachula en México, en donde son inscritos por las autoridades mexicanas, se les otorga un documento de viaje que les permite atravesar el territorio mexicano en 10 días hasta llegar a Estados Unidos.

¿Estados Unidos y Cuba participaron de alguna manera en esta negociación, en esta solución?

No en la etapa final, pero sí lo hicieron en diferentes momentos del proceso. Durante las primeras reuniones incluso el canciller de Cuba estuvo presente, yo traje el tema a la conversación que sostuve en mi visita oficial a Cuba, a mediados del mes de diciembre, con el presidente Raúl Castro.

En el caso de los Estados Unidos, hemos tenido un diálogo permanente, incluso han aportado algunos recursos, no muchos, pero algunos para el mantenimiento de los migrantes en Costa Rica, así es que sí, han participado, pero en la etapa final, solamente los países centroamericanos, incluida Panamá, por supuesto, y México.   En otras etapas también estuvieron presentes la Cancillería colombiana y la Cancillería ecuatoriana.

Más información

Compartir en Redes Sociales



Permitida la reproducción parcial o total de los contenidos de lacelosia.com siempre que se cite su procedencia y se añada un enlace a ésta.