Buscador


Latinoamérica

Guatemala crece un promedio del 3,5%, afirma Julio Suárez, presidente del Banco Central

30-12-2014

“Son más de 20 años con políticas macroeconómicas sanas. Muchos cuestionan la estabilidad macroeconómica porque dicen que no hay crecimiento, pero Guatemala sí tiene crecimiento y lo evidencian las cifras. Se creció un promedio de 3.5 por ciento, producto de las políticas macroeconómicas que han mantenido inflaciones bajas, tipo de cambio estable, tasas de interés estables, posición externa fuerte y un déficit en cuenta corriente que se ha reducido”, afirma Julio Suárez, presidente del Banco Central de Guatemala (Banguat).

Usted menciona que si bien el cuatro por ciento de crecimiento es positivo, aún es insuficiente para atender las demandas de la población. ¿Cuál sería el crecimiento que se requiere alcanzar?
– Al hablar de crecimiento económico, lo ideal es tener políticas que busquen crecimiento sostenido y no depender de factores coyunturales para mantenerlo. Lo importante es definir reformas estructurales que provoquen cambios por el lado de la oferta, y son las que tienen que ver con mejoras en la competitividad, productividad y en el funcionamiento de las instituciones. Hoy en día, considerando las características de la población, de las políticas económicas se utiliza el concepto del Producto (PIB) potencial que se trata de medir para determinar cuál es la capacidad de expansión que tiene el país, y en el caso de Guatemala está alrededor de 3.5 por ciento, para aumentar esa capacidad se requieren los cambios estructurales.
¿Cómo ese crecimiento positivo se traslada a la mayoría de la población?
– El crecimiento económico ayuda a reducir la pobreza porque se reducen las brechas de desigualdad, pero hay que ser cuidadosos cuando se analizan indicadores como el Índice del Ingreso per Cápita, porque para medir la reducción de la pobreza se utilizan otras mediciones como las encuestas de condiciones de vida. En Guatemala, aunque se ha dado una mejora, la pobreza sigue estando presente de manera constante.
¿Cuáles son las políticas que hacen falta para reducir las brechas y que exista más distribución?
– Hace falta bastante. A veces es lento el avance en este tipo de políticas estructurales que se necesitan, porque hay muchas restricciones en la política fiscal derivadas de la baja carga tributaria del país. Este año, el cierre de la carga tributaria sería de 10.7 por ciento con respecto del PIB, lo que evidencia que es necesario seguir trabajando en el tema de la recaudación de forma integral a nivel de fortalecer la administración de los ingresos, y en general.
Más información

Compartir en Redes Sociales



Permitida la reproducción parcial o total de los contenidos de lacelosia.com siempre que se cite su procedencia y se añada un enlace a ésta.