Buscador


Latinoamérica

La devaluación en Argentina frente al dólar supera ya la de todo 2011

11-09-2012

Aunque el Gobierno guarda silencio sobre el tema, la devaluación del peso frente al dólar no cesa. En lo que va del año ya alcanza el 8,3 por ciento, superando así a la devaluación registrada en 2011, que fue del 7,7 por ciento. El lunes, el dólar oficial -ese que ya casi nadie puede comprar- subió un centavo, hasta 4,68 pesos. Los economistas advierten que la devaluación este año rondará el 17 por ciento, casi el doble de la estimada en el presupuesto oficial de 2012.

La aceleración en el ritmo de devaluación de la moneda local comenzó en mayo, cuando el peso cayó el 1,1 por ciento frente al dólar, desde el 0,6 por ciento mensual registrado en promedio en el primer cuatrimestre del año. Desde entonces, el peso fue ajustando casi a diario su valor. En los primeros días de septiembre las pizarras de casas de cambio aplicaron una suba de tres centavos en el precio de venta del dólar, lo mismo que hasta mayo solía subir el billete en un mes.

“Si el Banco Central sigue manteniendo este ritmo de devaluación, terminaremos 2012 con un dólar cotizando en el mercado local levemente por encima de los 5 pesos”, explica Luciano Cohan, economista jefe de la consultora Elypsis. Aunque agrega: “Una devaluación del 17 por ciento sigue siendo modesta si se tiene en cuenta que está por debajo de la tasa de inflación que este año será del 25 por ciento”.

Aunque el dólar estaba proyectado para este año en torno a 4,40 pesos, el Banco Central argentino tuvo que salir a acelerar la devaluación para contrarrestar un posible retraso cambiario luego de que Brasil depreciara su moneda. Así, con el argumento de mantener controlado los movimientos del dólar en la plaza local, el Banco Central se convirtió en el principal comprador de divisas estadounidenses y en lo que va del año se hizo de 8.740 millones de dólares.

Otro de los factores que el Gobierno sigue de cerca es la evolución del dólar en el mercado paralelo. El billete informal se vendió ayer a 6,36 pesos en las “cuevas” y se mantiene desde varias semanas un 36 por ciento por encima del tipo de cambio oficial . Esa brecha, según fuentes del mercado financiero, cuenta con el aval oficial. “Si se dispara, empiezan los llamados y presiones para que baje el precio”, cuentan en una cueva. “No quieren una diferencia mayor entre ambos tipos de cambio, para que no impacte en los precios de los insumos importados”, agregan.

La política de restricciones responde a un intento del Gobierno “por anclar la inflación”, sostiene el economista José Luis Espert. “El Gobierno sabe que deshacer el corralito cambiario que armó requiere elevar el tipo de cambio. En la medida que no se lleve adelante un plan antiinflacionario, difícilmente pueda liberarse la compra de dólares”, concluyó. Más información.

Compartir en Redes Sociales



Permitida la reproducción parcial o total de los contenidos de lacelosia.com siempre que se cite su procedencia y se añada un enlace a ésta.