Buscador

Maduro pide que se enjuicie al dueño de la mayor empresa privada de Venezuela

20-10-2015

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, solicitó a los órganos de justicia del país que abran un proceso en contra del empresario Lorenzo Mendoza, dueño de la mayor compañía privada que opera en la nación, el grupo Polar (socio de Leche Pascual), tras acusarlo de “estar vendiendo el país al FMI”.

Maduro pidió acciones legales contra Mendoza al cuestionar una conversación telefónica que el empresario sostuvo con el director del Centro para el Desarrollo Internacional de la Universidad de Harvard, el economista venezolano Ricardo Hausmann, difundida la semana pasada por la televisora estatal.

“¿Qué se cree? Que tiene un poder que no tiene. Es delito lo que él hizo (…) hablar en nombre de la patria. Es un delito grave contemplado en el ordenamiento jurídico. Y debe ser procesado, tiene que ser procesado”, dijo Maduro refiriéndose al empresario Mendoza.

“Yo espero que los órganos de justicia reaccionen. ¿Qué es eso que se está hablando con el Fondo Monetario Internacional?”, agregó Maduro la tarde del domingo.

En ese diálogo, Hausmann sugirió al empresario la necesidad de acudir al FMI a solicitar apoyo financiero para la economía venezolana, que entró en recesión el año pasado.

“En relación con la grabación ilegal y la difusión por televisión de una conversación telefónica privada que sostuve con el economista venezolano Dr. Ricardo Hausmann (…) rechazo contundentemente los intentos de manipular a la opinión pública con la clara intención de querer utilizarme en la política venezolana”, dijo Mendoza en una carta hecha pública el viernes, a raíz de la difusión de ese audio.

“No es nada nuevo que líderes y expertos, de distintas ideologías económicas y políticas, consideren urgente implementar cambios económicos en el país”, agregó.

Más información

Compartir en Redes Sociales



Permitida la reproducción parcial o total de los contenidos de lacelosia.com siempre que se cite su procedencia y se añada un enlace a ésta.