Buscador


Latinoamérica

Media Venezuela se queda sin luz por un apagón

03-09-2013

Un apagón de gran magnitud afectaba la tarde del martes a gran parte de la capital Caracas y a la mitad de los 24 estados de Venezuela, por una falla en la línea de transmisión que sirve a la zona occidental y central del país petrolero.

La situación generaba malestar y caos en las principales ciudades de la nación de 29 millones de habitantes, que tuvo que suspender temporalmente los servicios de metro y ferrocarril en las principales ciudades.

Sin embargo, la industria petrolera funcionaba con normalidad ya que cuenta con suministro propio.

“La falla se originó aproximadamente a las 12:30 del mediodía (1700 GMT) en una línea de transmisión de las principales del sistema eléctrico nacional, lo que originó la salida del servicio eléctrico en buena parte del occidente y zona central del país”, dijo al viceministro de Desarrollo Eléctrico, Franco Silva, al canal estatal VTV.

“Nos va a tomar varias horas rearrancar las plantas de generación para poder restablecer el servicio a nivel nacional”, agregó el ejecutivo.

Los estados afectados son: Zulia, Lara, Falcón, Táchira, Mérida, Trujillo, Yaracuy, Portuguesa, Cojedes, Aragua, Carabobo y parte de Caracas.

Venezuela sufre constantes racionamientos de electricidad debido a problemas con la generación hidroeléctrica, de donde proviene, aproximadamente, el 64 por ciento de su electricidad.

La industria petrolera -que produce un promedio anual de 3 millones de barriles por día (bpd)- no sufrió el apagón porque cuenta con plantas propias para la generación de electricidad.

“El reporte es de absoluta normalidad de todas nuestras operaciones. Todo nuestro sistema refinador, de gas, transmisión, distribución y compresión están arriba. Y todas las áreas de producción están operando normalmente”, dijo el ministro de Petróleo y Minería, Rafael Ramírez, a VTV.

“Los niveles de inventarios están en absoluta normalidad y los despachos de combustible se están haciendo conforme a lo programado”, agregó el también presidente de la estatal PDVSA.

Los constantes apagones han obligado al país petrolero a importar plantas de generación térmica lo que ha presionado, en los últimos años, la venta de derivados petroleros.

En el 2010, el Gobierno culpó a la sequía por la crisis eléctrica y luego de que la temporada de lluvias recuperó los embalses las acusaciones apuntaron a los sabotajes, pero los racionamientos continuaron.

A pesar de que las autoridades aseguraron que no se habían presentado situaciones irregulares, el presidente Nicolás Maduro ordenó a las Fuerzas Armadas patrullar los estados afectados por el apagón, mientras que en Caracas el usualmente caótico tráfico recrudecía ante la falta de semáforos.

Más información

Compartir en Redes Sociales



Permitida la reproducción parcial o total de los contenidos de lacelosia.com siempre que se cite su procedencia y se añada un enlace a ésta.