Buscador


Latinoamérica

Microsoft hace lobby en Chile contra el software libre

20-08-2014

Un extenso reportaje de la Revista Sábado, acompañado de una entrevista al diputado Vlado Mirosevic, revela el lobby de Microsoft para mantener control del mercado de software en el aparato del Estado. En juego estaban 36.000 millones de pesos que el Estado gasta por año en licencias de softwares. La cifra no incluye las consultorías asociadas a las ventas. El reportaje muestra cómo cinco parlamentarios de la Nueva Mayoría cambiaron de opinión en menos de 24 horas y el rol clave que jugaron los diputados Daniel Farcas y Jorge Insunza. El impacto se sintió en el protocolo de Reforma Tributaria que ayer martes se votaba en la Sala del Senado.

Vlado Mirosevic, parte de la bancada estudiantil y sin experiencia en el Parlamento, presentó un proyecto de ley en que, de acuerdo al artículo, solicitaba que los órganos del Estado consideraran la conveniencia de comprar un software libre en lugar de uno patentado, “y que cuando un organismo eligiera pagar, lo justificase por escrito”. Recibió de inmediato el apoyo de Gabriel Boric y Giorgio Jackson. La bancada estudiantil entiende el concepto de desarrollo colectivo, “que hay millones de usuarios en el mundo que se dedican a mejorar el programa y que liberan los avances sin costo”, como se señala en el reportaje.

En la entrevista, el diputado Mirosevic relata que en el poco tiempo que llevaban en el Congreso se dieron cuenta de que muchos de sus colegas no entienden ni saben lo que votan, que simplemente siguen lo que vota otro de su partido, por lo que se aseguraron de que al menos uno de cada bancada los apoyara. Al poco tiempo de haber presentado el proyecto, su jefe de gabinete recibió un pedido de reunión de Microsoft. El diputado de Arica lo entendió como su primer lobby.

A los dos días, según Revista Sábado, Alex Pessó, gerente de asuntos legales y corporativos de Microsoft, lo fue a visitar al Congreso. Con él vinieron un representante de Gech y Acti, asociaciones que reúnen a los pequeños desarrolladores de programas. El reportaje revela que la reunión duró 45 minutos y que en ella el abogado de Microsoft citó un estudio de la U. Católica, defendió la neutralidad tecnológica del Estado y expuso una serie de argumentos en contra del proyecto presentado por Mirosevic.

De acuerdo a la Revista Sábado, el diputado respondió que el actual escenario de neutralidad no es tal, porque la mayoría de las veces se opta por un software con licencia; es decir, por Microsoft, y que en este caso el Estado debiese velar por el bien público: buen servicio y ahorrar.

Más información

Microsoft obtiene 19,3 millones de la UE en un contrato del que no desvela el contenido

Compartir en Redes Sociales



Permitida la reproducción parcial o total de los contenidos de lacelosia.com siempre que se cite su procedencia y se añada un enlace a ésta.