Buscador
"EFSA" tag

La agencia de Seguridad Alimentaria da oxígeno a Monsanto al considerar ‘poco probable’ que el glifosato sea cancerígeno

La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) da marcha atrás en su dictamen inicialmente negativo sobre el glifosato de Monsanto, que bajo la marca Round UP es el herbicida más usado en España. En un vago y tibio comunicado asegura ahora que “es poco probable que sea cancerígeno”. Con su confuso pronunciamiento crea un escenario de incertidumbre sobre sus efectos nocivos y abre fuertes discrepancias en la comunidad científica, además de provocar un fuerte rechazo a su conducta en Los Verdes y organizaciones ecologistas. La EFSA le pasa la patata caliente a la Comisión Europea que deberá decidir, de aquí a 2016, si mantiene al glifosato en su lista de sustancias activas autorizadas. “Ante un caso como este se debería haber usado el conocido como principio de precaución: ante la duda, abstenerse. No permitir su venta”, declara a La Celosía el investigador Jesús del Mazo, responsable del Centro de Investigaciones Biológicas del CSIC. Del Mazo es uno de los nueve investigadores españoles firmantes de la “Declaración de Berlaymont”de la que informó ampliamente la Celosía, en la que 89 científicos reclaman a las autoridades comunitarias  que se endurezcan las reglas para prohibir las sustancias químicas que perturban el sistema endocrino.

La mitad de los investigadores que trabajan para la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria tienen vínculos poco éticos con la industria

Una de las más relevantes instituciones de la UE, la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA), tiene abierto un serio conflicto de intereses que afecta a sus investigadores. Un demoledor informe del Observatorio Europeo de Corporaciones (CEO) concluye que más de la mitad de los 209 investigadores del organismo que garantiza que los alimentos no tengan componentes nocivos para la salud, están vinculados directa o indirectamente con las industrias a las que deben regular. El Dr. Josep Gasa Gaso, director  del Servicio de Nutrición y Bienestar Animal (SNIBA), dependiente de la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB), se vio obligado a renunciar al organismo comunitario la pasada primavera al descubrirse su vinculación con varias empresas privadas.



Permitida la reproducción parcial o total de los contenidos de lacelosia.com siempre que se cite su procedencia y se añada un enlace a ésta.