Buscador

Responsabilidad Social Empresarial

El Corte Inglés toma el camino de la economía circular y obtiene la primera certificación Residuo Cero del sector de distribución

  • AENOR ha certificado los procesos de reciclaje y reutilización de los residuos en los centros logísticos y comerciales de El Corte Inglés
  • El compromiso de proveedores y especialmente de los más de 4.000 empleados ha sido fundamental para alcanzar el objetivo de esta prueba piloto a extender en otros centros

04-04-2019

El Corte Inglés es consciente de que la economía circular es ineludible en un futuro cada vez  más cercano y que es en el terreno de la sostenibilidad en el que se jugará la reputación de las empresas. Por esa razón ha comenzado a integrar en sus procesos la metodología de referencia en la gestión de la reutilización y reciclaje de todos sus residuos.

Por este camino ha conseguido ser la primera empresa del sector de distribución en obtener el certificado de Residuo Cero otorgado por AENOR en sus centros de Galicia y plataformas logísticas que operan en esa comunidad. Esta prueba piloto exitosa “quiere trasladarse a otros centros, pero todavía sin haberse establecido plazos fijos”, aseguran en la compañía.

Una de las responsables de desarrollar la gestión medioambiental de El Corte Inglés, Brezo Tejerina subrayó ayer en la presentación de este hito que su consecución se debe especialmente a la gran colaboración e implicación de los más de 4.000 empleados, formados para la tarea, que trabajan en Galicia. “Hay que tener en cuenta que ECI genera en  Galicia 42 fracciones diferentes de residuos, que ha sido necesario segregar correctamente para poder dar un valor de reutilización, reciclaje o energético al 90% de los productos”, asegura Tejerina.

A modo de ejemplo, en ECI señalan como con el residuo orgánico han conseguido una composta que comercializará la propia empresa en la filial Bricor. Más de 1.300 toneladas de papel y cartón se han conseguido reutilizar en nuevas cajas de empaquetamiento. 290 toneladas de madera son tratadas ahora por una empresa gallega de transformación. El Banco de Alimentos se integra en el proceso circular de 95 toneladas de alimentos. Similar esfuerzo se ha realizado con los residuos eléctricos y electrónicos. En todos este proceder se ha ido de la mano siempre que fuera posible de gestores locales. De esta forma se ha conseguido reducir a la mitad las rutas de transporte de residuos.

Además de los empleados son los proveedores los otros stakeholders que han cooperado decisivamente para seguir al pie de la letra los procesos exigidos por AENOR. Al respecto, en ECI han subrayado el hecho de que hay un consenso respecto al plástico para utilizar solamente aquellos con capacidad máxima de reciclado y reutilización.

Compartir en Redes Sociales



Permitida la reproducción parcial o total de los contenidos de lacelosia.com siempre que se cite su procedencia y se añada un enlace a ésta.